- Publicidad -

Pasado el mediodía, el juez Otazu resolvió finalmente dar lugar el pedido de la justicia de los Estados Unidos para que Leoz (quién cuenta con prisión domiciliaria en nuestro país), sea remitido al país norteamericano para ser juzgado.

En este sentido, Leoz está acusado de asociación criminal, lesión de confianza y lavado de dinero, hechos punibles que habría realizado durante su gestión como titular de la Confederación Sudamericana de Fútbol (1986-2013) y con énfasis en la última época.

El abogado de Leoz, Ricardo Preda, indicó a la 780 AM que apelarán esta decisión, también refirió que su cliente, de 88 años, tiene varias enfermedades de base que lo imposibilita de poder viajar al exterior.

Preda señaló que la conducta penal que le atribuye al ex dirigente deportivo no se castiga en Paraguay porque se basa en un caso de soborno privado que no tiene pena en nuestro país, por lo tanto todos los demás delitos que se le inculpa tampoco pueden ser castigados.

El profesional insistió que nuestro país debe hacer prevalecer su soberanía jurídica y rechazar la extradición. Finalmente informó que una vez sea notificado sabrá cuanto tiempo tiene para responder.

COMENTARIOS

Compartir