El exdictador de Argentina Reynaldo Benito Bignone falleció durante la mañana de este 7 de marzo en el Hospital Militar a los 90 años, informa Clarín.

El año pasado la Justicia local lo había condenado a prisión por cometer delitos de lesa humanidad en el Colegio Militar de la Nación durante el autodenominado Proceso de Reorganización Nacional, comprendido entre 1976 y 1983. Aquellos años son recordados por la falta de democracia, persecución política y la desaparición forzosa de 30.000 personas.

El militar ingresó al centro médico tras padecer una fractura de cadera y fémur. Iba a ser intervenido el miércoles, pero sufrió una insuficiencia cardíaca y respiratoria. Falleció a las 11:00 (hora local), según publicó Infobae.

Bignone fue el presidente de facto en el último tramo de aquella dictadura; su liderazgo empezó el 1 de julio de 1982 y duró hasta el retorno democrático, el 10 de diciembre de 1983. En su historial figuran cargos como robo de bebés, torturas, privaciones ilegales de la libertad y asociación ilícita.

Vale destacar que el genocida también fue encontrado culpable de formar parte del Plan Cóndor, una estrategia regional coordinada por EE.UU. en aquel tiempo para impulsar dictaduras en el continente y diseñar políticas económicas afines a sus intereses.

Otra de las medidas polémicas impulsadas por Bignone cuando gobernó el país fue lanzar la Ley de Autoamnistía, que libraba de cargos y culpas legales a los represores y subordinados de la Junta Militar.

COMENTARIOS